miércoles, 22 de junio de 2011

Otro caso extraño de las compañías.

Como es normal y como siempre digo:
Todas las compañías son buenas mientras no tengas un siniestro.
El caso es que esté siniestro me preocupa más de lo habitual, ya que el culpable no es el afectado, es decir el vehículo que no tiene culpa de nada, su compañía la que por norma general no tendría que preocuparse ya que pagaría el contrario, es la que le dice a su cliente que no le paga.

Vamos a ver como termina todo esto, pero el tema de los convenios entre compañías empieza traerme un poco alterado, ya que realmente los afectados somos los Agentes y los Clientes.

¿ Os contaré lo que va sucediendo?

En principio mi primera recomendación, ir a un Abogado externo, así empezamos a ver con más claridad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario